GANANDO A RAZON DE 100 MIL PESOS AL MES, BARRALES, SOLO ASÍ PODRÍA HABER PAGADO MILLONARIA PROPIEDAD

 POLEMON.MX

Por: Jorge Gómez Naredo (@jgnaredo)

Alejandra Barrales tiene una lujosa casa en la Ciudad de México, además de su (también lujoso) departamento en Miami, en la Florida, Estados Unidos. Son dos propiedades que, en conjunto, valen 27 millones 655 mil pesos.

Ella intenta justificar la adquisición de estas propiedades arguyendo que, desde los 15 años, ha trabajado con disciplina para hacerse de recursos y poder adquirir los citados bienes. Démosle el beneficio de la duda a la actual dirigente del PRD, y hagamos algunas sumas y divisiones:

Alejandra Barrales nació en 1967, y si, como ella lo indica, comenzó a trabajar a los 15 años, tenemos que se inició en el ámbito laboral en 1982. De 1982 a 2017 son 35 años. ¿Cuánto dinero debió haber ganado Alejandra Barrales al año para adquirir solamente estas dos propiedades? Simple: 790 mil 142 pesos. Esto es, al mes, desde los 15 años, Barrales debió percibir un ingreso de 65 mil 845 pesos.

Ahora bien, la cuestión es que, ese ingreso de casi 65 mil pesos debió solamente destinarse a la compra de los inmuebles.

¿Dejó de comer, de comprar autos, cosas de la vida cotidiana, durante 35 años?

Barrales “justificó” desde sus redes sociales las compras de estas dos mansiones. Indicó que ambos inmuebles aún los sigue pagando.

Esto es sumamente interesante, porque si fue a partir de créditos que adquirió los inmuebles, habría que agregar los intereses, que en estos tipos de casos puede ser incluso de hasta el 140% del valor prestado. Es decir, si la casa en la Ciudad de México y el departamento en Miami costaron 27 millones 655 mil pesos, habría que agregarle, muy pero muy bajita la mano (por la cantidad de años del financiamiento) 20 millones.

En conjunto, con el valor de los inmuebles y del crédito, Alejandra Barrales desembolsará 47 millones 655 mil pesos. Eso, dividido por, digamos, 45 años, nos daría que la perredista debió tener desde los 15 años y deberá poseer mínimo los próximo 10 años, un ingreso anual de un millón 59 mil pesos. O lo que es lo mismo, un salario neto de 88 mil 250 pesos al mes.

¿Es posible que ella haya invertido e invierta todos sus ingresos en dos propiedades, quedándose sin ningún peso partido a la mitad durante 45 años?

Barrales se justifica: “Todo lo que tengo, todo mi patrimonio, es consecuencia de una vida de trabajo, una vida ordenada y disciplinada, y puedo demostrar que no he parado ni un solo día”.

La cuestión es que en México hay millones de personas que tienen una vida ordenada y disciplinada, que nunca han parado de trabajar un día, y que jamás podrán comprar los inmuebles que hoy la perredista disfruta.

Así pues, Alejandra Barrales piensa que todos los mexicanos somos estúpidos, y que no podemos hacer unas simples sumas y restas.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*